≡ Menu
Ojo con los estornudos… thumbnail alergia a bordo

Ojo con los estornudos…

Cinco reglas de oro para combatir la alergia a bordo

Las alergias estacionales cuando vamos al volante suponen un peligro. Los estornudos, ojos irritados, los picores… distraen, sin duda, la atención prestada al conducir y suponen un peligro los primeros porque te obligan a cerrar los ojos. Para evitar en la medida de lo posible estos efectos,  Arval, la compañía de movilidad de BNP Paribas, nos ofrece unos cuantos consejos:

1.- No olvidar las gafas de sol

Las gafas de sol pueden proteger los ojos del lagrimeo y picores, sobre todo, porque las personas con alergia son mucho más sensibles a la luz.

2.- Evita circular al amanecer y al atardecer

Al atardecer y amanecer es cuando hay mayor concentración de polen, pero puedes consultar la app Alergo Alarm, desarrollada por la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEIAC), por si puedes planificar tus desplazamientos cuando estén más bajos.

3.-Las ventanillas bien cerradas

Las ventanillas cerradas evitan que entren partículas en el interior del coche. Cuando actives el aire acondicionado, hazlo en modo recirculación. Este sistema impide tomar aire del exterior así no entrará el polen en el habitáculo.

4.-Limpieza interior

También es importante que extremes la limpieza del interior, sobre todo, si tienes mascotas y viajan habitualmente contigo. Utilizando aspiradoras con filtros de agua, dejarás las moquetas y tapicerías sin rastro de ácaros ni polen.

5.- Filtros del aire acondicionado en forma

Instala en tu vehículo, si no lo tiene, un filtro especial para polen, lo que se conoce como filtro HEPA (High Efficiency Particle Arrester). Además, es conveniente que lo lleves en buen estado, es decir, que lo cambies una vez al año o cada 30.000 kilómetros.

ENLACES QUE TE PUEDEN INTERESAR

· Cinco claves para una postura de conducción cómoda y segura
· Quince cosas que debes saber antes de salir de viaje